NOTA INFORMATIVA MEDIDAS RESTRICTIVAS COVID-19

NOTA INFORMATIVA DE ACTUACION EN EL AMBITO LABORAL POR LA CRISIS SANITARIA COVID-19, Y LAS MEDIDAS RESTRICTIVAS ACORDADAS EN EL REAL DECRETO 463/2020, DE 14 DE MARZO, POR EL QUE SE DECLARA EL ESTADO DE ALARMA PARA LA GESTIÓN DE LA SITUACIÓN DE CRISIS SANITARIA OCASIONADA POR EL COVID-19

 

La situación de estado de alarma decretada por el Gobierno con motivo de la crisis sanitaria provocada por la pandemia del COVID-19, ha supuesto el cierre temporal de muchos sectores de la economía, y la restricción de transito de las personas, existiendo la obligación de los ciudadanos de permanecer recluidos en sus domicilio.

Esta crisis mundial está ocasionado desde el mes de marzo caídas de producción y ventas en las empresas, así como una paralización de la actividad

Las medidas inmediatas que pueden y deben adoptar las empresas cuyo sector se haya visto afectado por el cierre de negocios decretado por el Gobierno, son de conformidad con lo recogido en el Art. 21 de la Ley 31/1995, de 8 de diciembre, de Prevención de Riesgos Laborales (LPRL), y en lo que atañe al riesgo de contagio por coronavirus, cuando las personas trabajadoras estén o puedan estar expuestas a un riesgo grave e inminente con ocasión de su trabajo, las siguientes:

  • Informar de la existencia de dicho riesgo
  • Comunicar la suspensión temporal de la actividad durante el periodo de duración del estado de alarma.

Respecto de aquellas empresas en las que la prestación de los servicios y/o trabajos puedan realizarse mediante teletrabajo como medida organizativa, dichas medidas podrán organizarse por acuerdo colectivo o individual, con un carácter excepcional.

En todo caso, esta medida organizativa de teletrabajo requerirá:

  • Que se configure como una medida de carácter temporal y extraordinario, que habrá de revertirse en el momento en que dejen de concurrir aquellas circunstancias excepcionales.
  • Que se adecue a la legislación laboral y al convenio colectivo aplicable.
  • Que no suponga una reducción de derechos en materia de seguridad y salud ni una merma de derechos profesionales (salario, jornada, descansos, etc.)
  • Que, si se prevé la disponibilidad de medios tecnológicos a utilizar por parte de las personas trabajadoras, esto no suponga coste alguno para éstas.

No obstante, las empresas ante esta situación de crisis pueden adoptar como medida la suspensión total o parcial de la actividad por expediente de regulación de empleo (ERTE), siguiendo los procedimientos que prevé la normativa laboral vigente, y por las causas contempladas en la misma (Art. 47) y siguiendo los procedimientos establecidos (Art. 51) en el Estatuto de los Trabajadores y Real Decreto 1483/2012, de 29 de Octubre, por el que se aprueba el Reglamento de Procedimientos de despido colectivo y de suspensión de contratos y reducción de jornada, y en concreto lo dispuesto en el Art. 31, que regula los procedimientos de regulación de empleo por existencia de fuerza mayor.

Los dos motivos principales serían:

  1. POR CAUSAS PRODUCTIVAS:

Para poder instar el procedimiento de suspensión temporal de contratos de trabajo, o la reducción de jornada por causas económicas, técnicas, organizativas y de producción, previamente ha de aperturarse un periodo de consultas a través de escrito dirigido por el empresario a los representantes de los trabajadores, copia del cual se remitirá a la autoridad laboral. El periodo de consulta no podrá ser superior a 15 días.

La empresa deber aportar, entre otra, la siguiente documentación:

  • una memoria explicativa de la causa de suspensión o reducción de la jornada laboral;
  • documentación acreditativa de la situación coyuntural de la actividad de la empresa;
  • cuentas anuales del último ejercicio completo, integradas por: balance de situación, cuenta de pérdidas y ganancias, estado de cambios en el patrimonio neto, estado de flujos de efectivos, memoria del ejercicio e informe de gestión, o en su caso, cuenta de pérdidas y ganancias abreviada y balance y estado de cambios en el patrimonio neto abreviados, así como las cuentas provisionales del ejercicio vigente a la presentación de la comunicación por la que se inicia el procedimiento;
  • informe técnico sobre el volumen y el carácter permanente o transitorio de esa previsión de pérdidas basado en datos obtenidos a través de las cuentas anuales, de los datos del sector a que pertenece la empresa, de la evolución del mercado.
  1. POR FUERZA MAYOR:

 

Actividades afectas:

 Hostelería, Turismo, comercio con local abierto al publico que no se dedique a la alimentación, bares de copas, espectáculos, o anexos a todas estas actividades

En cuanto al procedimiento de regulación de empleo de extinción, suspensión y reducción de jornada por causa de fuerza mayor, se ha de presentar por el empresario una solicitud acompañada de los medios de prueba necesarios para constatar y acreditar la propia existencia del hecho constitutivo de fuerza mayor y la simultanea comunicación a los representantes legales de los trabajadores.

En este caso, el plazo de resolución de la autoridad judicial es de cinco días, pudiendo entenderse admitir por silencio administrativo, transcurrido dicho plazo.

 

Los EFECTOS de la resolución favorable de dichos Expedientes, son los que a continuación indicamos:

  • LOS ERTES POR FUERZA MAYOR TENDRÁN EFECTOS RETROACTIVOS DESDE LA FECHA DEL HECHO CAUSANTE DE LA MISMA.
  • NO HAY QUE INDEMNIZAR AL TRABAJADOR.
  • HAN DE SEGUIRSE PAGANDO LOS SEGUROS SOCIALES.
  • REINCORPORAR A LOS TRABAJADORES, CUANDO CONCLUYA EL PERIODO DE SUSPENSIÓN.

El trabajador suspendido por el ERTE podrá solicitar la prestación por desempleo, a la que tendrá acceso si ha cotizado más de un año, o cuando sus rentas no superen el 75% del salario mínimo interprofesional.

No obstante, estamos en un pequeño compás de espera a que el GOBIERNO Adopte y comunique las medidas económicas, fiscales y laborales procedentes con motivo de la crisis sanitaria provocada por el COVID-19.

En cuanto a los costes que conllevan estos trámites administrativos-laborales, se informara particularmente a cada una de las empresas interesadas.

Sin otro particular

Deje una respuesta.